Si antes ya éramos muy fans del arroz al curry desde que este verano estuvimos en la Índia y cargsmos un arsenal de especies aún lo somos muchísimo más.

Hoy os explico un poco como hago esta receta ‘a mi manera’. Veréis que es muy fácil, y está deliciosa. Me he inspirado en la receta que nos apuntó nuestro guía ‘Mahindra’, alias ‘Pepe’ y que aunque me ha costado descifrar algunas cosas, creo que algo he pillado. Además está adaptada también con la receta que hace mi padre desde hace años.

Ingredientes:

– Arroz basmati
– Muslitos y alitas de pollo
– Cebolla
– Curry
– Leche de coco/crema de leche

Paso a paso:

– Primero hay que hacer el arroz, que es lo que tarda más. Yo utilizo arroz basmati, es más aromático que otros tipos de arroces y queda más suelto. Lo podéis hacer al vapor o en la thermomix poniendo en el vaso agua a hervir y el cesto con el arroz encima, se hace en unos 20 minutos. Hay que lavarlo bien antes de cocer.

– Mientras podemos ir preparando el pollo. Yo utilizo muslitos y alitas, las unto con aceite y un poco de curry, no mucho ya que sino al pasarlo por la plancha se os quemará. Lo pongo en una cazuela con aceite para que se fría bien el pollo.

– Luego corto mucha cebolla en juliana finita y la pongo en una sartén con bastante aceite y un poco de sal y azúcar moreno para que se caramelice y coja un tono oscuro.

– Cuando está casi lista la cebolla le tiro una cucharadita de curry. Si no os gusta mucho el picante podéis comprar curry del supermercado, que suele ser más dulce. Y si os gusta el picante podéis comprar el curry en alguna tienda especializada. El que nos trajimos de la Índia es bastante picante, así que hay que controlar cuánto tiramos.

– A continuación tiramos un poco de leche de coco (os quedará más dulce y espeso), yo lo hago a ojo, o bien para las menos atrevidas podéis utilizar crema de leche, o hacer una mezcla de las dos. ¡Improvisación al poder!

– Una vez esté la cebolla y la crema de leche mezclada (tiene que quedar un poco líquido con el aceite y el agua de la cebolla). Si os gusta más caldoso podéis poner un poco de caldo de pollo o vegetal, e incluso añadirle verduras si os gusta más consistente o para sustituir al pollo y hacer la versión vegetariana, que tanto utilizan los indios. Se pondrían todas las verduras junto a la cebolla y se mezclaría luego con el pollo.

– Por último añadimos el pollo a la cebolla y mezclamos bien para que se absorban todos los sabores. Servimos junto al arroz basmati para poder mezclar.

image

Tengo que decir que Carles, es el mayor fan de esta receta. Así que te la dedico. Ahora ya no tienes excusa para poder prepararlo.

Bon appétit

786 se enteran de todo lo que hacemos antes que tú. Apúntate y que no te lo cuenten.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.