¿Ya eres fan de las semillas de chia? Te acercamos los súper poderes de esta semilla, cada vez más popular, aunque existen desde la época precolombina.

Las semillas de chía tienen un alto contenido de ácidos grasos omega 3 y altos niveles de antioxidantes y valiosos nutrientes interesantes para

  • bajar el colesterol,
  • mejorar la digestión y
  • ayudar a bajar de peso por su poder saciante.

No se recomienda a personas con hipertensión, y como siempre hay que consultar cualquier duda con un médico.

Son ricas en fibra y no necesitan ser trituradas para que tu cuerpo absorba sus nutrientes.

Las podéis encontrar en tiendas ecológicas como Veritas o en El Corte Inglés.

Aquí van dos recetas súper fáciles para que os animéis a probar sus beneficios. Yo ya tengo cada vez más amigas súper fans de combinar frutas, yogur y semillas de chía, y les encanta no sólo por sus beneficios sino por el sabor.

Batido de piña y semillas de chia

  • 1 piña
  • 5 cucharadas de postre de semillas de chia
  • 3 manzanas verdes
  • 300 ml de zumo de naranja natural
  • 1 pizca de stevia

Licuar la piña y las manzanas, mezclar con el zumo y añadir las semillas de chia y el edulcorante natural.

Podéis añadir un yogur natural para darle más espesor.

Fuente: recetasgratis.net

Batido de Plátano

  • 1 plátano maduro
  • ¼ de taza de avena cruda
  • ½ taza de leche de almendras
  • 1 ½ cucharada de semillas de chía
  • 1 pizca de canela en polvo
  • 1 taza de hielo

Poner todos los ingredientes en el vaso de una licuadora. Licuar hasta que el licuado tenga una consistencia cremosa.
Servir de inmediato!
Fuente: mi blog de cocina.

Xenia Alonso
Todo el mundo me conoce como Barcelonette. Soy madre, empresaria, filántropa, inquieta y una ninja de la agenda. Hace 10 años aposté por mi y me convertí en la CEO de mi vida y de mis empresas. Me defino como "Life Designer": Ayudo a mujeres a convertirse en la CEO de su vida a nivel profesional y personal. Desde el 2006 comparto en este blog tips, trucos y herramientas para estés más sana, más guapa, más libre y más segura de ti misma. Al nacer mi hija en el 2016 busqué lugares donde inspirarme y conocer mujeres con ganas de comerse el mundo. Como no lo encontré, creé el Club Barcelonette.